Viviendo con gratitud


Agradecer es el supremo ingrediente que junto a la FE y la acción te darán exactamente lo que deseas.Ser agradecido no significa andar dando el gracias social, de la cultura, del comportamiento social: “gracias, señor”; “gracias señora”, etc. Eso es la educación cultural.

 El agradecimiento es un sentimiento extremadamente profundo que solo puede comprenderse sintiéndolo. Cuando lo sientes realmente, …. algo mágico pasa. Ves las cosas de otra manera, con otra óptica y acto seguido tus circunstancias empiezan a acomodarse, aquello que te molestaba, ya ni lo adviertes, no piensas en eso. Despertar cada día es maravilloso cuando estás permanentemente agradecido.

A quien agradeces no es importante. Agradeces al Universo, a Dios si así lo deseas, a tu Ángel Guardián , al Genio, a ti mismo, a la vida,a un santo.Lo importante es sentir verdaderamente la emoción intensa del agradecimiento.  

Tenemos tanto que agradecer! Pero, no todos nos damos cuenta de ello. Estamos muy ocupados, quejándonos de lo que no nos gusta, de lo que no queremos, de la falta de dinero, del país, del gobierno, del vecino, de la suegra, del esposo o pareja, de nuestros hijos, del clima, …. de todo. Tanta queja solo atrae más cosas para quejarnos.

Fíjate que para quejarte es necesario: que estés vivo; que tengas todo eso de lo que te quejas, que tu mente funcione, que alguien te escuche las quejas, que hayas comido hoy (no te quejarás con la panza vacía) , que tengas las cosas que compraste cuando contrajiste las deudas por las que te quejas, que tengas la casa por la que pagas la hipoteca, que tengas los hijos de los que te quejas, la suegra que le dio vida a tu pareja, un país en el que vives y al que te sientes muy ligado, un clima que tiene la maravilla del sol , la magia de la lluvia, la impetuosidad del viento y la caricia de la brisa…. etc.

Entre tanta queja no adviertes las tantas cosas que tienes y que en lugar de quejarte deberías AGRADECER, por tenerlas, disfrutarlas. Claro no las disfrutas porque te quejas. Empieza por AGRADECER cada cosa que tienes en tu vida y entonces verás que disfrutas. Cuando paras con la queja y en su lugar agradeces, las circunstancias cambian, cambian y cambian. No, no es tu suegra, tu jefe, el gobierno, el clima etc. los que cambian. No, el que cambia eres tu, cambias la energía negativa de la queja, por la sublime vibración energética del agradecimiento. Tamaña energía, ¿crees que puede producir cosas negativas? No, el agradecimiento produce una energía positiva inigualable, que se desparrama en cada área de tu vida.

Creo que cuando comprendemos esto y empezamos a vivir con agradecimiento: algo cambia en nosotros, empezamos a conocernos, encontramos nuestro propio yo y nuestro poder interior.

Hemos hablado otras veces en el blog de esta emoción.Hoy decidí volver sobre este tema, como para refrescarnos la memoria… oye…. has agradecido hoy? Siempre en algún momento del día me hago esta pregunta. Como agradezco al despertar y al dormirme, lo que me pregunto  en el día es si agradecí lo suficiente y la respuesta siempre es la misma,… no, no agradecí lo suficiente. Ahora mismo, estoy escribiendo en el blog y debo dar GRACIAS por eso. Y gracias, porque TU LO ESTAS LEYENDO!

 Por favor, agradece cada día a cada rato.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en General, pensamiento positivo, programa tu mente, prosperidad y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s