Entrenando mente y pensamientos


Controlar nuestra mente y programarla para la plenitud , es el primer e ineludible paso. Ya sabes que toda tu vida está gobernada por tu mente? Claro ya lo sabes. Entonces, hay que trabajar con nuestra mente. Hay que tomarse el tiempo, dedicarle un rato al día, relajando la mente, practicando el control de los pensamientos, meditando, vizualizando, examinando creencias, acudiendo a las técnicas energéticas como EFT y armonización de chakras, realizando concienzudamente afirmaciones, etc. Hay que hacer esto, no hacer nada, hará que todo esté igual. Hay que tomar acción! Si no haces nada, nada cambiará en tu vida.

Comienza dedicando un rato al día, según tus rutinas en la mañana o cuando regresas de tus actividades, para dedicarle a tu persona, a tu ser, a tu mente. Hazlo una rutina, 15 minutos al menos; no crees que tu felicidad merece 15 minutos al día de tu atención?

Un buen punto de partida es esforzarnos por controlar los pensamientos que tenemos. El pensamiento es el que produce la realidad, la crea y también el que puede cambiarla.

Para controlar los pensamientos que son los que con su vibración atraen cosas en el mismo nivel vibratorio te paso esta simple técnica que solo te llevará unos minutos al día:

 1) Toma la decisión de dedicar un tiempo al día para hacer ejercicios, practicar y aplicar técnicas para mejorar tu realidad y finalmente cambiarla.

2) Para controlar los pensamientos es preciso que los conozcas, que puedas identificarlos y en especial distinguir la diferente vibración que tienen, según sean positivos o negativos.

3) Empieza tu sesión diaria a la hora que te quede cómodo, tumbándote en el piso o sentado en una silla con la espalda recta, afloja todo el cuerpo, cierra los ojos y no centres tu pensamiento en nada.

4) Trata de dejar tu mente en blanco. Vendrán muchos pensamientos, no les prestes atención y sobretodo no te detengas en ninguno, déjalos pasar, solo observalos.

5) Luego de un rato de relajación, abre los ojos y haz un ejercicio consciente. Toma algún pensamiento que tengas acerca de las cosas que no te gustan, que te hacen mal, es decir pensamientos negativos. Detente en ellos y fíjate como te sientes. No muy bien verdad?

6) Ahora céntrate en cosas positivas, que tengas o que desees. Te sientes mejor ahora?

7) Concéntrate en registrar la vibración que provocan los pensamientos negativos y los pensamientos positivos. El objetivo es que sepas distinguirlos.

8) Luego de hacer esto unos días, intenta hacerlo durante el transcurso de tu día. Cuando te asalte un pensamiento persistente, detente y analiza como te hace sentir. Si te sientes incómodo, mal, es un pensamiento negativo. Cámbialo, busca el lado positivo de la situación.

 El objetivo de esta ténica es que puedas diferenciar tus pensamientos, para empezar a controlarlos. Cuando te asaltan pensamientos negativos, estarás pronto para cambiarlos inmediatamente antes de que produzcan efectos negativos en ti.

Esto es un entrenamiento, al principio cuesta, pero al cabo de unos días lo dominas y lo haces automáticamente. Cada vez que tienes un pensamiento persistente, es como un gatillo que hace que reacciones y digas ,ups, esto es negativo, atraerá cosas negativas, así que, a cambiarlo. Los humanos somos seres de hábitos. Se trata de ir adquiriendo hábitos que beneficien tu vida.

Con la práctica de esta técnica, cada vez serán menos los pensamientos negativos que tendrás, ya que irás cambiandolos por positivos, y eso generará en ti una actitud mental positiva que te permitirá frente a cualquier situación adoptar una actitud positiva, que producirá beneficios en tu vida.

Todo requiere entrenamiento. El cantante, el deportista, el bailarín, el panadero, el conductor de taxis, el ama de casa, el papá, etc. requieren entrenarse en esos roles para lograr el éxito. Ser un buen papá requerirá que te entrenes todos los días para serlo. Igual un deportista. No ganará la medalla sino entrena. Pueden leerse y hasta memorizar cientos de libros, pero si no entrenan, no lo lograrán.

 Entrénate. Entrena tu mente, controla tus pensamientos, ve generando en ti una actitud positiva. Ten paciencia. Si estás deprimido, triste, sufriendo, no desaparecerán por arte de magia las causas, sino que tu paulatinamente irás asumiendo una actitud diferente, que hará primero que veas desde otra óptica esas situaciones, luego al cambiar de actitud y tener una vibración diferente, eso se reflejará en tu ambiente exterior.

Date una oportunidad. Entrena tu mente y tus pensamientos.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en General, pensamiento positivo, programa tu mente y etiquetada , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s